La parte que más queremos

La parte que más queremos

Hay mucho que amar acerca de la Quiropráctica, la ciencia que se ocupa del funcionamiento del sistema nervioso y el arte de ajustar la columna vertebral para devolverla a su adecuada alineación. Pero la mejor parte es el Principio que lo apoya todo.

Los médicos tratan las partes del cuerpo, los psicólogos analizan los pensamientos y los clérigos cuidan del espíritu. Pero ninguna profesión se ocupa de las tres, de tu salud física, mental y espiritual, como lo hace la Quiropráctica. Cuando los quiroprácticos eliminan las interferencias de tu sistema nervioso mediante un ajuste, no sólo mejora tu cuerpo físico, sino también tu concentración mental y capacidad de expresar tu verdadero yo.

El amor es el ajuste correcto en el momento correcto. Aunque la desaparición del dolor y el restablecimiento de la función fisiológica son efectos positivos de la Quiropráctica, lo que más amamos es ser testigos cuando vuelves a estar completo otra vez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *