Moldea tu espalda de vuelta a la normalidad

Moldea tu espalda de vuelta a la normalidad

Uno de los beneficios más importantes del cuidado quiropráctico es el restablecimiento de la alineación y funcionamiento mecánico normales de la columna vertebral. Pero devolver la forma de la espalda a la posición en la que debería estar requiere tiempo y esfuerzo… especialmente si tu columna vertebral está tensa y rígida para empezar.

Si has trabajado alguna vez con un bloque fresco de arcilla para modelar, ya sabes lo difícil que puede ser moldearla al principio. Tienes que trabajar con ella, amasándola y ablandándola hasta que se vuelva más flexible. Cuanto más trabajas con ella, más moldeable se vuelve, y más fácil es darle forma. Restablecer la alineación frontal y las curvas laterales normales de la columna vertebral no es distinto a ello.

Ganarás en flexibilidad

Si nunca te has ajustado la columna vertebral, no es raro que sientas tensión o dolor en la primera parte de «amasado» del cuidado quiropráctico. Pero no te preocupes, es sólo algo temporal, muy parecido al dolor que sientes la primera vez que vas al gimnasio. Con cada ajuste ganarás en flexibilidad, y con una mayor flexibilidad habrá menos tensión y molestias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *